La Responsabilidad Social Empresarial no es sólo responsabilidad del Consejo de Administración de una empresa -en tanto órgano que define la política de responsabilidad social a aplicar-, sino que se ha de desarrollar transversalmente con los diversos departamentos y áreas funcionales de la misma, convirtiéndose así en una herramienta que ayuda a aplicar y transmitir la estrategia de la compañía.

Libertas 7 es fruto de un proceso de concentración empresarial que inició su andadura en el ejercicio 2006 (con la fusión por absorción de S.A., Playa de Alboraya  y, ya en el ejercicio 2007, de Valenciana de Negocios, S.A.). Este proceso permitió encauzar la estrategia del nuevo Grupo Libertas 7, integrado por dos Áreas de Actividad, la inmobiliaria y la de inversiones.

Siguiendo las recomendaciones de Buen Gobierno y de acuerdo con el plan de sesiones y contenidos que el Órgano de Administración tenía marcado para el ejercicio 2018, han sido objeto de elaboración y/o revisión y aprobación por el Consejo de Administración el Código Ético, el Código de Conducta y el procedimiento del Canal Directo, previos los pertinentes informes de las Comisiones del Consejo.

Considerando las modificaciones normativas producidas en materia penal y en línea con su cultura de ética y cumplimiento normativo, Libertas 7 ha desarrollado y está implementado un modelo de prevención de delitos y de cumplimiento normativo en el seno de la organización. Y se ha incluido en las agendas de sesiones de los órganos de gobierno la revisión de toda la normativa interna durante el ejercicio 2018, en paralelo a la implantación del modelo de cumplimiento normativo.

En este sentido y considerando base fundamental de dicho modelo el propio Código Ético, éste ha sido revisado en 2018 y se ha elaborado y aprobado el Código de Conducta, en un proceso dialogado, que ha asegurado la participación de toda la empresa, mediante la creación de distintos grupos de trabajo en el seno de la organización, al objeto de reflexionar y revisar el texto existente. Las propuestas de redacción de ambos textos, Código Ético y Código de Conducta, han sido objeto de estudio y aprobación en el seno de la Comisión de Nombramientos, Retribuciones y Buen Gobierno, en el Comité de Auditoria y en el Consejo de Administración. Una vez aprobados, el plan de trabajo incluyó, asimismo, la realización de sesiones de formación para toda la organización, de manera que se ha cumplido el objetivo primordial de este plan de trabajo que era que el Código Ético y el Código de Conducta recogieran el conjunto de principios éticos y normas generales que deben seguir todos los miembros del Grupo Libertas 7,que formen parte de la política de Buen Gobierno y de Cumplimiento de la Compañía y establezcan las pautas generales que deben regir la conducta de la Compañía, sus filiales y de todas las personas que la integran en el cumplimiento de sus funciones y en sus relaciones comerciales y profesionales, actuando de acuerdo con las leyes y respetando los principios éticos comúnmente reconocidos. La Compañía busca favorecer la difusión de los mismos, haciéndolo accesibles no sólo a los sujetos directamente obligados a su cumplimiento, sino a todos aquellos que mantienen o pueden mantener relaciones con la Sociedad.

Finalmente, dentro de esta agenda de trabajos de revisión de normativa interna para su mejor adecuación a la implantación de su modelo de cumplimiento normativo, se ha revisado el canal de denuncias que pone a disposición de las personas con interés legítimo en sus relaciones con el Grupo y lo ha convertido en el Canal Directo, un cauce confidencial para comunicar cualquier consulta sobre la interpretación o aplicación del  Código Ético y del Código de Conducta, así como de toda la normativa que los desarrollan y, en todo caso, para informar de cualquier irregularidad o infracción detectada en relación con la misma o de cualquier comportamiento ilícito.

 

En el ejercicio 2013 el Consejo de Administración acometió un proceso de reflexión estratégica sobre la empresa, partiendo de la definición de la misión de la Compañía contenida en su Código Ético, para concluir los planes de acción tanto del Área de Inversiones como del Área Inmobiliaria, estableciéndose unos indicadores de éxito, en paralelo con las proyecciones de distintos escenarios y su correspondiente análisis de sensibilidad.

Los ejes de dicha reflexión estratégica son:

  • Preservar el patrimonio
  • Reconstruir la cartera de participadas
  • Generar servicios poniendo en valor el Know-How
  • Desarrollar promociones rentables

 

Los resultados de los trabajos realizados fueron expuestos al Consejo de Administración en sesiones realizadas a partir del mes de julio de 2013. Los planes de acción derivados de estos trabajos fueron definitivamente aprobados por el Consejo de Administración en su sesión de 27 de marzo de 2014.

Dichos planes de acción, por lo que afecta al Área de Inversiones, se centran en la mejora de la gestión de la cartera de bolsa y en la reconstrucción de la cartera de participadas/capital privado tras la redefinición del modelo de inversión.

Por su parte, los planes de acción referidos al Área Inmobiliaria basados en posicionar dicha área para aprovechar el ciclo expansivo del mercado inmobiliario y el desarrollo del potencial de los alquileres turísticos- iniciaron su desarrollo durante el ejercicio 2017, con un seguimiento puntual del Consejo de Administración. Asimismo, la reflexión estratégica del Área Inmobiliaria nos permitió analizar en distintos escenarios las proyecciones y planes de actuación tanto en promoción, como en las actividades de arrendamientos y de servicios a terceros, siendo de destacar el importante avance del área de arrendamientos turísticos desde su relanzamiento como objetivo estratégico.

Durante el ejercicio 2018 la Sociedad ha iniciado una nueva actividad de alquiler y explotación de un hotel en Valencia, en línea con los objetivos del plan estratégico de gestionar inmuebles para terceros, incrementando así los ingresos de la división turística, consolidando una estructura mínima rentable dedicada a la explotación de inmuebles para terceros, y generando sinergias con Apartamentos Port Saplaya.

En el presente ejercicio el Consejo de Administración, previo informe de la Comisión de Nombramientos, Retribuciones y Buen Gobierno, ha creado la Comisión de Plan Estratégico que, con carácter consultivo, servirá al Consejo de apoyo en la determinación de la estrategia de la sociedad y, en concreto, examinará, revisará y hará el seguimiento del plan estratégico de la Compañía.

EEn 2018 el departamento de auditoría y control interno ha continuado su actuación en el desarrollo del sistema de control interno de la Compañía, siempre en cumplimiento de las exigencias propias de las Compañías cotizadas y bajo la supervisión directa de la Comisión de Auditoría y Cumplimiento desarrollando las medidas de prioridad alta y media del plan de actuación que se acordó en el ejercicio 2012 a partir del Informe “Diagnóstico sobre SCIIF” elaborado por KPMG. Sobre este aspecto se informa detalladamente en el Informe sobre Actividades del Comité de Auditoría.

 

estrategia